Familias que perdieron sus casas ante paso de Irma están esperanzados en obtener un techo propio en Nagua

Esperanzados en obtener un techo propio se encuentran las familias que perdieron sus viviendas en la provincia María Trinidad Sánchez ante paso de Irma. Según informes están precariedades en lugares desconocidos.
A pesar de que el Instituto Nacional de la Vivienda reconstruye algunas casas en el municipio de Boba, la comunidad más afectada por el huracán Irma, hay decenas de familias que permanecen a su suerte hasta tanto no se consiga un terreno para reubicarlos.
María Lourdes Liriano, residente de Boba comenta que al estar sus viviendas de cara al mar, no califican para que sean reconstruidas, por ello tiene que esperar indefinidamente el supuesto proyecto habitacional que tienen las autoridades de la zona.
Los pobladores de la tierra del coco y el pescado esperan que después del tormentoso suceso las autoridades de la zona se aboquen a realizar un proyecto habitacional real, que reubiquen a las personas que viven en diferentes zonas y en los alrededores de las aguas del Océano Atlántico.

comments powered by Disqus