La desgarradora historia de una paciente Stefani Stetic

Cerrado quedó el centro de estética Stefani Stetic ubicado en el Distrito Nacional luego de que el ministerio de Salud Pública así lo dispusiera por presuntas realizar procedimientos sin autorización.

Entrevistamos a una de las pacientes y su historia es desgarradora.

Todo empezó a finales del 2016. Vivian Bueno, una joven madre y esposa, con un trabajo estable en una entidad financiera, aunque no conforme con su apariencia física. Atraída por las maravillosos resultados que mostraban en sus redes sociales doctoras italianas Pamela y Serena Stefani, acudió en busca de sus servicios.

Fue así como finalmente el 30 de noviembre, según explica, se realizó la que sería la primera una hidrolipoclasia aspirativa, que según el portal femenino.com es consiste en la aplicación de una solución fisiológica estéril en zonas de grasa localizada y/o celulitis; así se produce algo que viene a ser como un “estallido” de la grasa, luego del proceso antes descrito el tejido grasoso se extrae del cuerpo a través de pequeñas incisiones.

Asegura que en esa sola sesión le extrajeron 10 litros de grasa y que no pudo volver a su trabajo al día siguiente como aseguran las especialistas, pero tampoco pudo volver los días próximos. Y luego de varias licencias médicas perdió su empleo.

Dos doctores se negaron a atenderla al ver las condiciones en que había quedado. Ahora tiene una hernia en el ombligo que la obliga estar con una faja todo el día.

Según el ministerio de Salud Pública, Stefani Stectic tiene autorización desde 16 de junio de 2015 vigente al 16 de junio de 2020, solo para servicios de spa y cosmiatría con procedimientos no invasivos; así como consulta de nutrición, de acuerdo con los títulos de grado y postgrado que acreditan a la doctora Pamela Stefani. Fue así como este jueves la Dirección General de Habilitaciones y Acreditación cerró temporalmente el centró, aunque según Vivian sabe de al menos 10 mujeres más en condiciones similares a la suya.


Noticias Relacionadas:



comments powered by Disqus