Presidente de CNN renuncia por ocultar una relación amorosa con una ejecutiva del directorio

Presidente de CNN renuncia por ocultar una relación amorosa con una ejecutiva del directorio

Jeff Zucker admitió a través de una carta su vínculo con Allison Gollust, vicepresidenta ejecutiva y directora de marketing de la cadena

Jeff Zucker renunció a sus cargos como presidente de la cadena CNN y presidente de la división de noticias y deportes de su matriz WarnerMedia luego de reconocer haber ocultado una relación amorosa con una alta ejecutiva de CNN.

Zucker, de 56 años, es uno de los líderes más poderosos de la industria de los medios de comunicación y la televisión estadounidenses. Su renuncia, tras nueve años al frente de la empresa, pone inmediatamente en tela de juicio la dirección de la CNN y su compañía matriz, WarnerMedia, que se espera que sea adquirida a finales de este año por Discovery Inc. en una de las mayores fusiones de medios de comunicación de Estados Unidos.

En un memorando dirigido a sus colegas, obtenido por The New York Times, Zucker dijo que la relación se inició durante una investigación de la cadena sobre la conducta de Chris Cuomo, el presentador de CNN que fue despedido en diciembre por su implicación en los asuntos políticos de su hermano, el ex gobernador de Nueva York Andrew M. Cuomo.

“Como parte de la investigación sobre la permanencia de Chris Cuomo en la CNN, se me preguntó sobre una relación consentida con mi colega más cercano, alguien con quien he trabajado durante más de 20 años”, escribió Zucker. “Reconocí que la relación evolucionó en los últimos años. Se me exigió que lo revelara cuando comenzó, pero no lo hice. Me equivoqué. Como resultado, estoy renunciando hoy”, concluyó.

Zucker se refería a Allison Gollust, vicepresidenta ejecutiva y directora de marketing de la CNN y una de las dirigentes de más alto rango de la cadena, que está estrechamente implicada en las principales decisiones comerciales y de comunicación.

Gollust informó en un comunicado este miércoles que permanecerá en la CNN.

“Jeff y yo hemos sido amigos cercanos y compañeros profesionales durante más de 20 años. Recientemente, nuestra relación cambió durante la pandemia de COVID. Lamento que no lo hayamos revelado en el momento adecuado. Estoy increíblemente orgullosa de mi etapa en la CNN y espero continuar con el gran trabajo que hacemos cada día”, señaló.

Tanto Zucker como Gollust están divorciados.

Zucker había apoyado a Cuomo durante meses después de que se revelara que el presentador había aconsejado a los ayudantes de Andrew Cuomo sobre cómo el gobernador podía defenderse del escándalo de acoso sexual que finalmente condujo a su renuncia, según The New York Times. Pero Zucker abandonó su apoyo en diciembre después de que surgieran más detalles sobre la implicación de Cuomo, incluidos los esfuerzos por descubrir el estado de los artículos pendientes en otros medios de comunicación sobre su hermano.

Zucker, también ex ejecutivo de NBC, asumió como presidente de CNN en 2013. En ese momento, la cadena atravesaba una “crisis de identidad”, sufriendo la competencia tanto de la conservadora Fox como de la progresista MSNBC.

Zucker supo reposicionar el canal, que prosperó durante el mandato del ex presidente Donald Trump. Pasó de proporcionar una plataforma sin filtros para sus mítines cuando era candidato en 2015 a dedicar sus horas de máxima audiencia a las voces anti-Trump durante gran parte de su presidencia, adoptando el eslogan “Los hechos primero”.

La salida de Zucker, quien llevó a CNN a liderar los índices de audiencia, deja ahora interrogantes sobre cómo la empresa matriz de CNNAT&T, dirigirá el canal de noticias por cable en un momento en que los estadounidenses están cada vez más reacios a pagar por el servicio y las plataformas de streaming siguen sin ser rentables.

Lo Reciente