Brasil refuerza la búsqueda de periodista británico y un funcionario en Amazonas

Brasil refuerza la búsqueda de periodista británico y un funcionario en Amazonas

ATALAIA DO NORTE, Brasil (AP) — Brasil incorporó el miércoles helicópteros a la búsqueda de un periodista británico y un funcionario de asuntos indígenas desaparecidos hace más de tres días en una zona remota de la selva amazónica.

Por otra parte, la policía civil del estado de Amazonas identificó a un sospechoso, que fue arrestado por portar supuestamente un arma sin permiso, una práctica habitual en la región. Pero el general Carlos Alberto Mansur, secretario estatal de seguridad pública, señaló más tarde que las autoridades no tienen evidencias concretas que vinculen al hombre con las desapariciones.

“Estamos buscando una posible relación, pero por ahora no tenemos nada”, dijo Mansur en una conferencia de prensa. El sospechoso, Amarildo da Costa de Oliveira, alias “Pelado”, de 41 años, continuaba retenido, agregó.

Las autoridades han interrogado a otras cinco personas desde el inicio de la investigación, pero no se han practicado detenciones relacionadas con lo ocurrido, señalaron las autoridades en su primer comunicado conjunto.

El periodista Dom Phillips, colaborador habitual del diario The Guardian, y Bruno Araújo Pereira, empleado de la agencia de asuntos indígenas con una gran experiencia en la región, fueron vistos por última vez el domingo temprano en la comunidad de Sao Rafael, según la asociación Univaja, en el territorio indígena de Vale do Javari.

Los dos habían recibido amenazas en la víspera, cuando un pequeño grupo de hombres viajó por el río hasta la frontera del territorio indígena y blandieron armas ante una patrulla de Univaja, dijo el presidente de la asociación Paulo Marubo, a The Associated Press. Phillips fotografió a los hombres, uno de los cuales era Pelado, apuntó Marubo.

Los dos regresaron en bote a la ciudad cercana de Atalaia do Norte el domingo, pero nunca llegaron.

Líderes indígenas en la zona, familiares y colegas de Pereira y Phillips han expresado preocupación por la tardanza de las autoridades en iniciar una búsqueda que consideran insuficiente.

Una corte federal ordenó el miércoles a las autoridades el envío de helicópteros y más botes tras el pedido de Univaja y la fiscalía. En una conferencia de prensa nocturna, la policía federal mostró múltiples fotografías y videos aéreos tomados en la zona antes en el día.

En su decisión, la juez Jaiza Maria Pinto destacó que había ordenado a la oficina de asuntos indígenas mantener la protección en la región tras un caso presentado en 2019 por Univaja que denunció múltiples ataques de delincuentes. A pesar de esa orden, la magistrada indicó que el territorio “se ha mantenido en una situación de baja protección y supervisión”.

La agencia, por su parte, cesó el miércoles a uno de los tres máximos responsables, pero apuntó que la decisión se había tomado en mayo y no estaba relacionada con el caso.

Además, un empleado del departamento, Gustavo da Cruz, anunció en el Congreso una huelga de 24 horas para el 13 de julio. “Si la de funcionario público era una carrera segura, hoy en día es una carrera de miedo, muerte, violencia y amenazas”, afirmó ante los legisladores.

En la zona, que alberga la mayor concentración de indígenas no contactados del mundo, se han registrado varios tiroteos entre cazadores, pescadores y agentes de seguridad. Además, es una importante ruta que para la cocaína producida en el lado peruano de la frontera entre en Brasil y abastecer a sus ciudades o ser enviada a Europa.

La policía federal indicó el miércoles que 250 efectivos del ejército, la marina, policías y bomberos participan en el operativo.